7 oct. 2009

La Ciencia española no necesita tijeras


Hoy voy a hablarles, como no podía ser de otro modo, de catedráticos de bar. Ya lo hice en otras ocasiones, pero considero que mi aportación a la blogocosa en un tema de tales dimensiones no puede ser desde otro de punto de vista que desde el que proporciona la experiencia.
Trataré, por tanto de transmitir con esta idea, el desprecio por la formación y el gusto por el cotilleo vacuo del que hace gala la ciudadanía española, basándome en situaciones que se me han planteado en la vida.

A)La rumorogía y la manipulación de la verdad en éste, nuestro país, como hipótesis origen de nuestra dejadez hacia la pérdida de independencia de la investigación universitaria, véase Bolonia (y lean a Carlos Fernández Liria, aquí, en su Side BAR) y, en general, de los recortes públicos a los recursos para la Ciencia.

B)La otra hipótesis parte de la incapacidad sistemática de los políticos en España a la hora de revisar el Concordato con la Iglesia, porque es inadmisible que en mitad de una crisis que todos los "expertos" describen como estructural (además de global), se entiendan como razonables las prejubilaciones de los grandes bancos, el abaratamiento del despido y la financiación pública de la que disfrutan los que hablan de efebofilia dentro de su organización (y los centros concertados que gestionan)


caso A:

TRAS LA BARRA DEL BAR... LA PACIENCIA ES UN GOTEO SOBRE UN VASO A PUNTO DE REBOSAR. Primera linea de la sobredimensión especulativa de la burbuja. O cuando la gente se va a tirar por un precipicio y tú estás viendo el tortazo. Gente flipada con dos nóminas mileuristas y dos hipotecas y cosas asín. También mucha peña que te cuenta, orgullosos ensímismos, que le sobran leuros de la hipoteca para un seat león y los muebles de la casa.
Mientras tanto, la operación malaya al descubierto y otros tantos casos de pringues de concejales de urbanismo, a lo largo y ancho de la geografía nacional.
Las falcultades de la carreras técnicas relacionadas con la construcción, a reventar. Las niñas pijas a Interiorismo (o Exteriorismo, que también se ha dado). Todos en el mismo barco (incluida yo, antaño estudiante de CC. Químicas, reconvertida en dispensadora de avituallamiento del encofrador medio) del ladrillo y el sector servicios.
Y la gente que va a comer el menú de Evi, esos currantes de la obra e hipotecados especuladores también, dicen al ver a Julián Muñoz en el tomate :

- Que se pongan el sueldo lo alto que quieran y asín no roben.

Entonces...yo me pregunto si esta mentira manifiesta, dicha con la infructuosa finalidad de sentar cátedra, no es síntoma común de un desprecio por la verdad como medio de llegar a soluciones.
Incurriendo además en la contradicción por defender ahora, ésos mismos, echando un coñá en la barra, la contención de las instituciones en tiempos de puta crisis. Pero lo que sea, en cada momento, con tal de seguir hormigonando costa y montaña, en busca del enriquecimiento personal, despreciando la necesidad de investigar para muchas otras cosas:
Encontrar soluciones a la demanda energética, el desarrollo sostenible y el cambio climático que ya conocemos en España, trabajar por la recuperación de especies y de ecosistemas, dañados a su vez por la voracidad ladrillera, estar preparados para discernir situaciones sospechosas como los intereses que esconde la "pandémica" gripe A (la independencia de los lobbys económicos vuelve a destacar aquí), aplicación y desarrollo de las T.I.C. y formación en nuevas tecnologías para todos los estratos sociales y de edad, desarrollo en la cura y tratamiento de enfermedades, así como en la mejora de la calidad de vida de personas con patologías que limiten su autonomía diaria...etc (muy laaaargo etcétera)
Tantísimas incógnitas y plan E para seguir como los curris de Espanggle Rock.

caso B:

LA CONFRONTACIÓN IGLESIA-ESTADO, HEREDADA DEL FRANQUISMO Y CON UNA CLARA TENDENCIA AL OSCURANTISMO MÁS RANCIO.
Esta confrontación entre laicismo y clero tiene frecuentemente una vertiente crítica hacia la actividad científica. Casos destacables y recientes son las declaraciones del papa sobre el condón y su efecto negativo en la lucha contra el SIDA en Africa y la rotunda postura de la conferencia episcopal en contra de la utilización de células madre para salvar vidas, aunque están en contra del aborto por su teórica moral pro-vida. Y son estos mismos señores los que se benefician de los impuestos de mucha gente que no está de acuerdo con sus planteamientos morales.
La escasa reactividad de Zapatero y la ausencia de decisiones en dirección a la revisión del concordato es impropia de un gobierno que quiera realmete promover la separación entre religión y Estado.
Igualmente podemos evidenciar la hipocresía que supone subir impuestos para las clases medias y pobres sin modificar en nada la tributación de las rentas altas y las dichosas SICAV, entre noticias sobre bajas millonarias de los ejecutivos de la banca y declaraciones de Garmendia sobre recortes en gastos corrientes, insignificantes para la Ciencia del país.

Estas contradicciones entrañables y nuestra tendencia a la chapuza, que empieza por la debilidad del pensamiento crítico en una democracia tambaleante, en medio de ataques a las instituciones desde dentro y fuera de ellas, hacen como nunca necesaria la razón frente a la víscera y la manipulación interesada.
En tiempos de crisis, decían que de refundación e incluso caída del capitalismo, debemos apoyar a la Ciencia y la Educación como nunca antes, como vía alternativa al modelo desarrollista equivocado y ficticio que ha llevado a la quiebra del sistema financiero y a un montón de mano de obra no cualificada al paro, entre los que me encuentro.

Secundo la iniciativa de LA ALDEA IRREDUCTIBLE, después de tirarme toda la mañana peleándome con el ordenador, que está tonto y no me deja manejar el blog decentemente, de ahí la ausencia de muchos enlaces y la tardanza en publicar.

2 comentarios:

NecioAtalayo dijo...

Pues la ha quedado a Ud. mu bien para andar el ordenador tonto, que ya sabemos lo que es eso!
Como siempre, marcando estilo. Personal, ácida y dulce a la vez, graciosa e implacable... la Eviesfera es asín!
Oye, el vídeo de los curris, buenísimooo!
No a la tijera! (En el buen sentido)
No cambies, guapísima!

Arnau dijo...

Yo también secundo esta iniciativa.

Además de secundar por supuesto este post, que más que una reflexión acerada de la descriptiva realidad que en él se cuenta, es casi un tratado filosófico que sobrevuela majestuoso encima de la propia esencia del ser humano.

Joder, Evi.